El negro vuelve

Casi 20.000km en 8 meses. Ese ha sido el resultado de ir al trabajo a diario, salir los fines de semana y hacer un viaje largo en verano desde que me dieron la AT a finales de marzo.

No me ha costado demasiado calcular que, a ese ritmo, le habré hecho 100.000km en cuatro años, y no me puedo permitir cambiar de moto tan rápido (aún no soy lo bastante popular en YouTube como para que BMW me regale motos…), así que he decidido que la AT se queda para fines de semana y viajes de aventura y la V-Strom vuelve a ser la herramienta de uso diario.

La moto llevaba guardada los 8 meses que he tenido la AT, y esta vez ni siquiera le desconecté la batería, pues pensaba sacarla de vez en cuando los fines de semana para mantenerla en orden de marcha, pero no había encontrado el momento. A pesar de ello, se puso en marcha nada más darle al contacto y volvió al uso intensivo hace un par de semanas.

Este fin de semana por fin tenía algo de tiempo y me he dedicado a hacerle un mantenimiento a fondo para que siga contenta. Cambio de aceite y filtro, bujías, y Metal Lube en el depósito. Puede que solo me lo parezca a mí, pero juraría que ya se la nota mucho más fina. También le lubriqué el cable de embrague con este invento que compré por 4€ y WD40.

No sabía qué esperarme del cacharro, pero me ha sorprendido gratamente: es fácil de usar y el embrague va mucho más fino ahora, cosa que se nota en el tráfico diario.

Os dejo un vídeo (no mío) que muestra cómo usarlo:

Con más de 150.000km en el marcado, ahora ya es un cuestión de curiosidad el ver hasta cuándo puede tirar esta moto con buen mantenimiento y uso diario.

Anuncios

Revisión de los 1.000km en Nova Honda

Bueno, no exactamente…  Después del finde de rodaje eran más bien 1.245km.

Cuando compré la moto también cogí la tarjeta Honda Plus, que incluye una extensión de garantía a cuatro años y da derecho a una moto de cortesía mientras la propia está en taller, importante para mí que necesito la moto a diario para ir a trabajar. Reservé la revisión de los 1.000km el mismo día que recogí la AT para asegurarme de que la moto de cortesía estaba disponible, y el miércoles la dejé para su primera visita al taller.

La recepcionaron al momento y me preguntaron cómo iba todo. Les comenté el problema de la 6ª, a veces costaba meterla y podía saltar a un falso punto muerto, y me aseguraron que lo mirarían.

Rellené el papeleo habitual y me dieron, como me temía, no una moto de sustitución, sino un escúter de sustitución… Bueno al menos la cosa no estaba tan mal, era un SH300 nuevecito y a pesar de que no me gustan los escúters debo admitir que como herramienta de desplazamiento urbano no estaba nada mal. Ya contaré mis impresiones con más detalle en un futuro post, de momento baste con decir que era más que adecuado para llevarme a trabajar a las afueras hasta que pudiera recoger mi moto al día siguiente.

IMG_7933

De hecho la moto estaba ya lista el mismo día por la tarde, pero no salgo del trabajo hasta las 22:00, así que no la podía recoger hasta el jueves. La primera revisión salió por 143,64€ e incluía el cambio de aceite y filtro y revisión y engrasado de la cadena. Tenía la esperanza de que me la lavaran también, pero no… tendré que quitarle los mosquitos del finde yo mismo.

IMG_7938

El jefe de mecánicos me dijo que probó la moto él mismo, pero tras haber cambiado el aceite no notó nada raro con la 6ª. Dijo que estos temas tienden a desaparecer con aceite nuevo y un poco de rodaje, y otro propietario me comentó en el foro de la AT que tras 2.000km la caja de cambios en la suya se había vuelto notablemente más suave. Debo decir que el problema no se ha repetido ni una sola vez desde entonces.

En conclusión, quedé satisfecho con la calidad del servicio y el precio, que estaba dentro de la media de lo que había leía leído en el foro. Ya que estaba allí aproveché para encargar la cúpula alta. Veremos cómo mejora la protección aerodinámica con ella y si no basta, le pondré un deflector, que fue la solución definitiva en la Super Ténéré.

Self service

Día 43 – Martes 6 de agosto – Umeå (0km)

Por la mañana fui a pie hasta la estación de servicio donde Lena me había dicho que seguramente podría hacer la revisión de la moto yo mismo para ver si era posible y preguntar cómo funcionaba. Llevaba todas las herramientas y recambio conmigo excepto el aceite, ya que originalmente contaba con hacer las revisiones a la moto yo mismo en medio de la nada, y ahora, a pesar de que sería más fácil y práctico buscar un taller, quería hacerlo yo mismo para ahorrar algo de dinero que vendría muy bien, pero el problema era desahacerme del aceite usado adecuadamente, no quería simplemente tirarlo en medio del campo.

Cuando llegué a la estación de servicio vi un edificio con seis puertas de garaje en la parte de detrás, un par de ellas abiertas, una con un hombre limpiando el coche con una manguera a presión y otra con un coche en un elevador hidráulico y dos hombre trabajando debajo, así que pensé que ese debía ser el lugar correcto. Entré a preguntar en la gasolinera y me dijeron que los garajes se alquilaban por minutos, y que contaban con instalaciones para reciclar aceite, así como agua y aire a presión. Estaba, no lo olvidemos, en el país que inventó Ikea, y el hágalo usted mismo es muy popular aquí. Se puede alquilar herramientas o espacio para hacer prácticamente cualquier cosa imaginable uno mismo. Me dieron las llaves para el garaje numero 2 pero había un problema con los cubos para el aceite, estaban pensados para poner debajo de un coche en un elevador, así no había forma posible de meterlo dabajo de la moto, y levantar la moto con el elevador tampoco serviría de nada, ya que el cárter está en medio de la moto longitudinalmente, no a lo ancho. El chico de la gasolinera se fue a intentar encontrar una solución y al cabo de poco rato volvió con un cubo viejo que cortó por la mitad para poder meterlo debajo de la moto. ¡Bien!

IMG_0417

Me pasé toda la mañana allí, ya que no solo tenía que cambiar el aceite, sino también el filtro del aire, lo que implica desmontar el depósito de gasolina. Esta es una de las cosas que no me gusta de la V-Strom y definitivamente algo que tendré en cuenta cuando llegue el momento de sustituirla: lleva demasiados plásticos y se tarda mucho en quitarlos todos cuando toca hacer la revisión.

Cuando hube terminado, limpié la moto, cosa que no había hecho desde Astrakán, y la pobre estaba cubierta en varias capas de polvo, barro, insectos y trozos de plantas. Al final salió por 88€, incluyendo el precio del aceite, un juego de fusibles y un par de guantes de goma que compré. No está mal.

Dejé la moto otra vez en casa de Lena y me fui a ver algunas de las cosas que me había recomendado por la ciudad. Justo pasada la gasolinera había una pequeña colina cubierta de bosque, y me había dicho que allí había un museo al aire libre con casas tradicionales suecas, y también campamentos Sami, que habían sido transportados de diferentes partes del país hasta allí.

IMG_0436

Era una visita muy interesante, había granjas tradicionales, graneros, establos, almacenes, un molino y tres campamentos Sami, todos ellos edificios originales.

IMG_0424

Las explicaciones estaban en tres idiomas, incluyendo inglés, y también había un sistema de audio guías muy inteligente. De vez en cuando te encontrabas con un aparato metálico redondo montado en un poste con una manivela que había que hacer girar durante unos 20 segundos; eso generaba suficiente electricidad para que el aparato reprodujese la explicación. No hacía falta instalación eléctrica, ni baterías que cargar, ni equipos de audio guía que la gente pudiese robar ni nadie para distribuirlos. Muy práctico para una exposición al aire libre.

IMG_0431

Después de esto bajé hasta la ciudad y paseé por las calles hasta encontrar el río, y al lado del río, el edificio del museo de arte moderno que Lena también me había recomendado. Era un edificio nuevo, de estilo muy escandinavo: madera y cristal por fuera, paredes blancas y espacios abiertos por dentro, muy agradable. Tenía seis pisos y al igual que el museo al aire libre de la colina, era completamente gratuito.

IMG_0442

Cuando estaba a punto de terminar el último piso, Lena me mandó un mensaje de texto invitándome a un conceirto que iba a tener lugar esa tarde-noche en la playa. El plan sonaba muy bien, así que regresé al apartamento, donde conocí a una colega de Lena de la Universidad de Umeå, una mujer de Colombia que llevaba más de 20 años en Suecia y trabajaba en el departamento de español. Nos llevó en coche hasta la playa donde había el concierto y buscamos un buen sitio para estirar unas mantas y sentarnos en la arena. Había bastante gente de todas las edades, sentados en mantas o en sillas de picnic, y el ambiente era muy agradable. Era una especia de festival de música, y vimos varios grupos con estilos que iban del folk al jazz, incluyendo rock y versiones.

IMG_0445

Volvimos a casa sobre las 11 pm y antes de acostarnos tomamos un café, que se convirtió en una larga conversación sobre política, clichés, la UE, la enseñanza, y muchos otros temas interesantes, y terminamos yendo a la cama bastante tarde. Como Lena tenía que madrugar para ir a trabajar al día siguiente, nos despedimos antes de dormir y le di las gracias por su hospitalidad.

IMG_0447

Al final había decidido bajar por la costa sueca hasta Estocolmo y cruzar a Finlandia desde allí por varias razones: no era tan caro como pensaba y aún podía viajar dentro de mi presupuesto, me habían dicho que el paisaje en la costa era muy bonito y quería tener unos días para que me mirasen la cadena en un taller, ya que seguí haciendo ruido a pesar de limpiarla y engrasarla a menudo.